Hace algunos años, Ignacio Martínez se encontró con un grato accidente: su afinidad por la publicidad; desde entonces no ha soltado el lápiz. ‘Nacho’, como le dicen sus amigos cercanos, es director de la agencia publicitaria colombiana ADE, Detonante de Emociones, la cual creó en compañía de María Mercedes Ponce, hacia el año 2001. Desde siempre, este creativo se ha caracterizado por “ensuciar sus rodillas” saliendo del escritorio y entendiendo cómo funciona el barrio, de este modo ha logrado conocer mejor a sus clientes y detonar sus ideas.

 

ADE es una agencia que trabaja para el bienestar de los demás desde el quehacer publicitario, por esta razón se basa en una filosofía familiar y no corporativa; entonces, según Nacho, “Lo corporativo funciona en la facturación y en el tráfico, pero lo familiar funciona en todo”. A partir de esto, la agencia tiene claro que el ser humano se mueve por creencias, de ahí surge su herramienta creativa “TNT, The Natural Thinking”, el cual les permite generar fidelidad con sus clientes.

 

ADE, ha pasado por diferentes etapas, una de las más importantes fue el momento de unión con Toro Mora Fischer América, para crear una nueva agencia de publicidad: SOUL. “El experimento fue exitoso, pero como en los buenos restaurantes italianos, preferimos reducir de nuevo la cocina para volver a nuestros principios de detonar emociones”, indicó Nacho. Sin embargo, durante el lapso de esta fusión, se mezcló la tradición, experiencia, creatividad e infraestructura de Toro Mora, con la frescura, creativa y capacidad de innovación que desde siempre ha caracterizado a ADE.

 

Por su importante recorrido, ADE ha tenido tres nominaciones a la agencia del año y ha recibido premios nacionales e internacionales; de igual forma, es la única agencia independiente que ha trabajado con Uniliever Foods a nivel región sin estar asociada a la gran compañía WPP. Además, es reconocida por tener con sus marcas, el mayor crecimiento de puntos de participación (Knorr 16, entre otros) y por tener la marca No. 1 en el TOM de Colombia (Fruco).

 

Así, ADE ocupó el puesto 18 en el ranking de agencias independientes a nivel global al participar en la versión 2016 de WINA Festival, obteniendo 3 bronces, dos menciones de honor en la categoría Print y Plata en la categoría Promo/Activation. Asimismo, Siempre se ha destacado por su participación en FICE, Festival Iberoamericano de Creatividad y Estrategia.

 

Nacho nos contó la clave del éxito de su agencia, se trata de “entender las emociones de las personas, creer en el valor del insight, contar buenas historias y, como Tarantino, creer en el vestido musical de las ideas”. De este modo, explica que todo se concatena para crear mensajes sociales y ayudar a las personas a destacar sus marcas.

 

En este sentido, ADE también es realista frente a la competencia, sabe que algunas marcas nacionales quieren sentirse atendidas por una multinacional a pesar de sufrir “el síndrome del enano”. No obstante, hay muchos anunciantes que han creído en esta agencia: “ellos ven que nuestro principio de no pensar como Goliat, les conviene”, comentó Nacho.

 

En cuanto a proyecciones, la agencia Detonante de Emociones, espera enfrentarse a los nuevos desafíos, desarrollando una conciencia de lo digital con entendimiento humano. En el futuro, sus herramientas de planning deben retomar la naturaleza de sus consumidores y un pensamiento ecléctico que vaya en concordancia con el resurgimiento de los Millenials.

 

Nacho Martínez indica que WINA es un festival con un formato diferente, donde se da prelación a la premiación de piezas por encima de casos, lo cual señala como un aspecto positivo. Además, “WINA rescata la posibilidad de la franca lid entre países y/o agencias donde el presupuesto no es lo predominante sino las ideas”, concluyó el creativo.

 

Autor: Ángela María Muñoz Gutiérrez.